QUÉ ES LA ASERTIVIDAD

La asertividad se puede definir como "la habilidad que podemos desarrollar para transmitir y recibir mensajes de forma honesta, respetuosa, directa y oportuna, en nuestra relación con los demás".

Se basa en una filosofía de responsabilidad individual y en ser conscientes de los derechos de las demás personas, e implica ser honesto con uno mismo y con los demás, tener la capacidad para decir, de manera directa, qué es lo que cada uno desea, necesita u opina en cada momento, pero nunca a expensas de los otros. Esto no significa la ausencia de conflicto con las demás personas, sino el saber gestionar los problemas cuando surgen.
A fin de poder desarrollarla de manera exitosa, resulta necesario tener seguridad en uno mismo, ser positivo y comprensivo con los puntos de vista de los demás y ser capaz de comportarse de una forma madura y racional, aprendiendo a negociar y a llegar a acuerdos viables.

Existen una serie de indicaciones de comportamiento dirigidas a mejorar nuestras habilidades asertivas. Estas son:

Admitir nuestros errores y equivocaciones, a fin de ser más estimados y queridos por los demás.

Resulta importante que contemos con esta habilidad por dos razones:

Para obtener más información sobre la asertividad puedes consultar estos dos documentos de la Escuela de Padres del Ministerio de Educación:

 

Imprimir